El resurgimiento de la Ofephi ante la preponderancia de Vaca Muerta

Luego de cuatro años de silencio, la Organización Federal de Estados Productores de Hidrocarburos, la Ofephi, volvió al ruedo con un pedido de entrevista con el nuevo secretario de Energía de la Nación, Sergio Lanziani.

El planteo no pasó inadvertido para las empresas y tampoco para el gobierno neuquino, la provincia que por su peso en Vaca Muerta ha capitalizado no solo la atención sino también la última mesa multisectorial del sector, la Mesa Vaca Muerta.

La lectura entre líneas que se hace de la reaparición de la Ofephi tiene un profundo olor a política.

Por un lado, es vista como una avanzada para quitarle la preponderancia a Vaca Muerta y a Neuquén a la hora de debatir y definir las políticas para el sector.

Pero también es analizada como un avance del gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, hacia la industria petrolera.

La Ofephi está conformada por las diez provincias que son productoras de gas y petróleo: Neuquén, Santa Cruz, Chubut, Tierra del Fuego, Río Negro, Salta, Mendoza, Formosa, Jujuy y La Pampa.

Pero no es la primera vez que un gobernador bonaerense toma peso en el organismo. En septiembre de 2015 la reunión de la Ofephi que se desarrolló en la ciudad de Neuquén contó no solo con la participación del entonces gobernador de Buenos Aires, Daniel Scioli, y buena parte del gabinete nacional, entre ellos el entonces ministro de Economía Kicillof, sino que el encuentro se tornó en una plataforma política a favor de la campaña presidencial de Scioli.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *